Inversión tentadora


Octubre 5, 2016



Si bien la economía del país se ha visto un poco desacelerada, el interés por adquirir una segunda vivienda ha logrado mantener su actividad en el último tiempo. Considerando que la posibilidad de tener una segunda vivienda nos permite siempre un resguardo para tiempos adversos.

Más de alguna vez has escuchado o visto en la publicidad el hincapié que se hace en los conceptos de “Compra en Blanco” o “Compra en Verde”, ¿pero sabes realmente de qué se tratan estos tipos de compra? Pues bien, aquí te explicamos en qué consiste cada una de ellas, sus diferencias y ventajas a la hora de invertir en una vivienda.

La alternativa de departamentos frente al borde costero de Iquique se ha convertido en una atractiva opción para quienes están pensando en comprar una segunda propiedad. Y es que la oferta inmobiliaria en arriendos en la ciudad aún es deficiente, lo que aumenta  significativamente la posibilidad de su rápido arriendo. Es así como su compra se va rentabilizado sola y no termina siendo una carga para el propietario, todo lo contrario.

Una buena oportunidad

Si ya eres dueño de un departamento y estás pensando o visualizando la compra de un segundo como inversión, debes tener en cuenta que no es necesario tener todo el dinero para adquirirlo. Puedes recurrir a un crédito hipotecario de mayor cantidad de años para una vez que tengas la propiedad ponerla inmediatamente en arriendo y que este no sea tan elevado. El pago de este mismo te puede ayudar a cubrir las cuotas.

La ubicación es todo

Un punto clave a la hora de comprar tu segunda vivienda es la ubicación. Es sabido que las propiedades frente al mar o con vista a él, siempre son mejor cotizadas. Pero además de ello, debemos fijarnos en que esté emplazada en un entorno bien conectado con todo lo necesario para el diario vivir. Así puede ser una alternativa tanto para vivir o para arrendar en épocas de vacaciones.

Servicios

Es un plus si la propiedad se encuentra en un edificio, ya que proporciona mayor vigilancia y seguridad. Asimismo, es atractivo para los futuros arrendatarios que cuente con áreas comunes como piscina, gimnasios, salones, subiéndole la plusvalía.  

Espacio v/s precio

Si bien los departamentos amplios son un poco menos rentables que los más pequeños, no deben ser descartados como buenas unidades de inversión, debido a que es posible arrendarlos a un valor similar a la cuota de dividendo que estarías pagando.

Toma nuestros consejos y conviértete en un exitoso inversionista inmobiliario.